Espejismo fantastico

29 Jan

Debido a lo nupcial entre tierra y cielo fui pensado.
Una energía que jugaba en ondas sobre un tablero negro,
sin saber de lo correcto o lo errado me rugió cual trueno.
En una región de anteriores resultados se gesto el momento.
Por las pasiones de la nada y sus intentos fui engendrado,
llegue durmiendo con los ojos abiertos a un ideal plantado.
Como todas las entregas a lo cierto en sus previos pasos.
Por la inocencia desordenada de lo bello me vi viajando.
Yo, mi primer descubrimiento, sensación, estado y así
fui tras de los vientos, queriendo conocer por sus alientos dados,
el misterio que mordió el silencio y en lo concreto me afianzo
bajo esta bóveda que contiene, me cubre con su cielo lejano.
Me fui desarrollando, los pasos ignorantes de ejecutado y nuevo
van donde el candor le va dictando, todo esta aquí para explorarlo.
Inevitable es imaginar lo que puede ser verdad o solo cuento.
El brillo de la luz de apilados astros es testigo y guía cuando marcho.
Ahora encuentro una voz y voy parlando a la manera de lo escuchado,
la complicidad de lo que espero sin saber lo que habrá de acompañarlo.
Me han creado a mi y yo a un sendero, que no parece tener final pactado.
Un sin numero de lugares, como ansiosas promesas voy hallando,
algunos fértiles embriagan incitándome, llamando al sosegado descanso,
otros me reciben con oscuros fuertes, cerrándose a mi súbito presente.
Ahí fue que percibí la primera amargura reticente de no ser aceptado,
el miedo de perder tensando lo que ha de ser o fallara en mi huesuda suerte
que devino como esclava del tiempo, dibujado conjunto comprendiéndose
en lo aparente, bordado por una manía de desplegar, expresar la fuente.
De ese primer miedo nació el embrión, el rudimento de hacer un trabajo
al saber que no quería vivir parado sin imitar lo que me dono al terreno.
Entre todas las visiones he buscado, sobre un manto de anuarios y eventos,
esculpir un divino conocimiento que me lleve a regresar a lo extasiado,
donde pertenece esta raza de sangre con su legado que aquí se envilece.
Cosecha de semillas inconscientes liándose entre viajes, espejismo fantástico.

Sergio Gonzalez.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: